Recuerda: tú también fuiste novato

Hace unos días Lucía Pradillos en Twitter compartió que acababa de vivir un par de experiencias en grupos de Facebook relacionados con la ciencia. En uno aunque no manifestaba que se necesitara ser experto, con las preguntas que se realizaban quedaba claro que no querían a nadie que no estuviera “iniciado” en la materia. Una filosofía que se repiten en muchos ámbitos y que no me gusta nada que suceda.

Fobia a los novatos

Parece que la filosofía de despreciar a los que quieren iniciarse en un sector / afición se ha instaurado de una manera muy peligrosa. Y es que en un mundo materialista: cuantos más seamos, resulta que es peor.

Porque tienes que compartir espacio, debes actualizarte constantemente e innovar si no quieres ser eclipsado. Y como es más fácil capitalizar el monopolio, lo mejor es rechazar y humillar al nuevo. De esta manera con suerte consigues que desaparezca rápido o mejor: que ni empiece.

Un problema de toda la vida

Sí, no es algo nuevo: siempre ha sucedido. Solo tenemos que ver por ejemplo el fenómeno de las novatadas existe desde años inmemoriales. Para ganarnos el ser aceptados, el ser humano siempre ha buscado fórmulas de humillación y lo más dañinas que se le han ocurrido.

O en el tema laboral se han instaurado algunas disciplina como las entrevistas de estrés que tienen el mismo fin. Porque aunque las camuflen de querer ver la “esencia” de la persona y su carácter, son humillantes. Incluso en muchas te hacen replantearte y levantarte de la silla porque pasar por el aro es pertenecer a una empresa que demuestra que no tiene respeto hacía sus empleados.

Y sí, la solución para romper este círculo vicioso solo es una: romper la tendencia. En el caso de las novatadas sería de una vez erradicarlas y en el asunto que nos trae hoy: permitir que personas no “expertas” entren en nuestros círculos y los enriquezcan.

Aburrimiento de dudas

Sé que los perfiles que tenéis de asesoría o que el mayor número de miembros de la comunidad son nuevos me diréis que es tedioso leer diariamente las mismas cuestiones. Que estos usuarios tienden a no revisar lo ya hablado y lanzan sus mensajes a lo loco, haciendo que termines asqueado.

Soy consciente de ello porque el mundo de los agapornis me he alejado y me da auténtico pavor por esta cuestión. Sin exagerar puedo decir que podía tener una respuesta tipo y hacer copiar y pegar sin problemas porque el 99% de consultoras siempre eran las mismas. Y aunque hicieras FAQs, vídeos o materiales similares para ahorrar trabajo, muchos pasaban. Porque la cuestión era vomitar su mensaje.

Pero aún así

Sigo defendiendo que los espacios deberían ser libres para acceder todos. Más en grupos / comunidades que no solo son una persona y seguro que habrá alguien que querrá comentar esas cuestiones triviales. O con cariño se le hace referencia a lo básico cuando llega. Y es que nadie nos obliga a tener que contestar sí o sí.

Además: aprendemos de todos. Y vale quizás esa persona para la temática del grupo estará verde, pero si le enseñamos puede plantear algo nuevo que nadie había pensado y de esta manera, evolucionar todos. Porque recordemos: cuatro ojos ven más que dos.

Episodio Especial: ¡Nuevo Micro!

¡Sorpresa! Al final este mes tiene un audio extra. Como adelanté en los episodios de las zonas de octubre, ya habíamos llegado al objetivo de financiar un nuevo micrófono. Y aunque ha habido alguna prueba, creí que era justo hacer algo para emitirlo y que todos podamos verlo.

Para ello me he decantado por opinar las tres claves que creo que es importante cuando creamos un proyecto digital (realmente los bloggers y youtubers compartís estas cuestiones y no son exclusivas de los podcasters). Además finalizo contando las diferencias que siento a la hora de grabar con el antiguo y el nuevo.

Espero que os guste y por favor: acepto todas las críticas para pulir la calidad del audio. ¡Que estamos aún en modo pruebas!

Cabecera para el apartado especial: Zona Mixta

¡Nuevo micro! Y tres pilares para empezar en los podcast

Escucharlo en la web de ivoox

Quiero darme de baja. ¿Me dejas?

Uno de los puntos que los usuarios van tomando consciencia es la protección de sus datos. Algún despistado veo en las redes sociales, pero sí van apareciendo artículos y veo un uso más respetuosos que por ejemplo en 2014. Pero he vivido una situación la semana pasada con algunas ecommerce que me gustaría compartir.

La trampa del RGPD

El tema es que con la tan polémica nueva norma RGPD que ha revolucionado el apartado de los comentarios y gestión de datos personales, se creó la falsa idea que darse de baja o que desaparezcan comentarios sería más fácil. Y no es el caso.

El primer obstáculo ha sido que las newsletters o suscripciones se debían de volver a aceptar. ¿Qué hicieron muchas webs? Girar la norma. Informaban de la normativa y decían que si querías dejar de recibir los mails, tenías que ponerte en contacto con ellos. Y es que renunciar a nuestros datos cuesta. Así que si muchos usuarios pensaron que era su libertad y pasaron de leer las notificaciones, tuvieron el desagradable descubrimiento que seguirían esos correos.

En mi caso sí revisé y dejé lo que quería y lo que no, me dí de baja. Pero el tiempo pasa y lo que en un momento te servía, ya no. Así que harta de recibir ciertos correos que siempre se van a la papelera, me decidí a darme de baja de algunos espacios. Y ahí me llevé mi sorpresa particular.

La ocultación

Como leéis. Me parece vergonzoso que esta ley sea de transparencia y nos haya dado miles de quebraderos (y disgustos. Que hubo que luchar para modificaciones y que algunos elementos no se vieran afectados), para que lo que nos vendieron no se esté cumpliendo.

Me he querido dar de baja de cuatro tiendas online. Y de una además de su newsletter. Y es vergonzoso que no se veía en ningún sitio cómo darme de baja. La opción no existe manualmente. Y si visitamos la sección legalidad y política del sitio, no deja claro el proceder para darnos de baja. Cosa que esta norma dejaba claro que se debía tener.

La solución

Por suerte soy una chica con recursos y decidí utilizar los formularios de contacto y los correos. La respuesta ha sido rápida de tres. Una sigo a día de hoy esperando respuesta y la de newsletter como solo era eso, sí tenía la opción por enlace del correo. Aunque tengo la anécdota que he tardado dos días en que el sistema recogiera la actualización.

Para los que tengáis webs del estilo: sé que por facturación y temas legales algunos datos se tendrán que guardar. Pero en estos casos llevo más años de los que dice la legislación sin usar las plataformas ni que emitan facturas a mi nombre, con lo que las excusas o cortapisas para esta acción en mi caso no se cumple. Y de existir, tengo el derecho que los datos no vinculados a contabilidad dejen de estar en sus sistemas por esta nueva legislación de RGPD.

Conclusión

Con esta experiencia me ha quedado claro que: darse de baja depende de la buena voluntad del administrador. Es cierto que hay vías legales, pero sigue siendo farragoso y aún hay webs que esconden o dificultan los pasos.

Hecho que me parece injusto porque a los bloggers nos han cosido y perjudicado nuestra actividad. Y por ello no he podido dejar pasar la oportunidad de plasmarlo por si algún despistado sigue dando sus datos, decirle que tenga cuidado porque después cuesta mucho deshacer estas acciones.

Marveliana Tecnóloga. Octubre 2019

Sin duda Marveliana Tecnóloga este octubre está de celebración. Aunque los premios iVoox finalmente no ha sido el programa premiado,  sí he conseguido otro hito que en breve os podré compartir y que cambiará mi actividad por este blog. Además que la petición de patrocinadores fue escuchada y este mes patrocina el programa: Lorena Rivera. ¡Desde aquí te doy las gracias amiga! Y espero que Reinvéntate SUMMIT te vaya muy bien.

Con este patrocinio y la ayuda recibida mediante Ko-fi, ya he podido mejorar el equipo incluyendo un micrófono. No me ha dado tiempo a grabar con él, pero el programa de noviembre sí tendremos esta mejora técnica. Espero que con esto el programa sea 100% agradable para todos los que formáis parte de esta familia.

Los temas que tratamos en esta ocasión son los siguientes que detallo. En la Zona Marvel hablamos de los proyectos confirmados para la fase 4 del MCU. Y en la Zona Tecno, analizamos la red social Pinterest. Este tema lo ha propuesto la oyente Castillos y Tortugas, que tiene el canal YouTube Cosmic Tips.

Además estreno la sección El sello de la Capitana con La Cueva de Zeguir. Para finalizar quiero agradecer a Vemez que haya cedido su voz para la entradilla de esta sección.

Imagen para el audio de la sección Marvel de mi podcast

Fase 4 MCU. Proyectos confirmados

Escucharlo en la web de ivoox
Imagen para el audio de la sección tecnología de mi podcast

Pinterest. Análisis y consejos

Escucharlo en la web de ivoox

Todos perdemos oportunidades

Esta entrada llevo tiempo que quiero escribirla, pero no encontraba el momento de ponerme con ella. Sin embargo, creo que no se puede seguir atrasando y saco este pequeño tiempo para ponerme con ella. En esta ocasión vengo a manifestar la manipulación de perder oportunidades.

Oportunidades

Es cierto y no niego que las frases que se le relacionan son muy verdaderas. Las oportunidades suelen ser trenes que solo pasan una vez en la vida y por tanto, la oportunidad se pinta calva. Eso es así y no voy a desmentirlo en este escrito.

Pero sí que veo una tendencia a mostrar que solo es un sector el que las pierde. Que los otros siempre tienen oportunidades y les da igual. Y eso sintiéndolo mucho, no es verdad. Y me gustaría que se empezara a revertir porque sin duda es uno de los problemas que nos acompañan y que arreglarlo es poner una solución definitiva a estos asuntos.

No solo afecta a la parte débil

Estoy cansada de que siempre se diga que los trabajadores o el creativo, es quién pierde la oportunidad. Se le transmite que si no lo hace, hay veinte currículums más encima de la mesa que realizaran esa tarea. Y sí, la vacante será ocupada pero… ¿recibirás a cambio la misma calidad? En muchas ocasiones la respuesta es un no.

El gran ejemplo que me hace mantener esta opinión es la de J.K. Rowling. Hay miles de escritores en el mundo y las editoriales se podrán nutrir de este talento. Pero otro Harry Potter va a costar muchos años en que aparezca. Podremos intentar engañar a los fans y catalogar algunas obras como “el nuevo Harry Potter”, pero realmente un pelotazo de ese estilo no serán. Y más si se utiliza ese marketing rastrero.

Pero vuelvo a la cuestión que nos trae hoy. A la autora de esta historia, se le rechazó el primer libro por parte de un montón de editoriales. Con sus métricas de mercado consideraron que era una obra que no podía ser un bestseller y fue descartada. Solo una pequeña editorial decidió apostar por esta historia.

Me encantaría ver a todos esos responsables que dijeron que no a Harry Potter, los pensamientos que tuvieron al ver que esa obra sin futuro, ha terminado siendo el fenómeno juvenil de los años 2000. Ver cómo tuvieron la oportunidad de tener esta gallina de los huevos de oro y haberla desaprovechado.

Y son estos casos los que me hacen sostener que la parte que más pierde es la empresarial. La obsesión por humillar, maltratar y conseguir las cosas por el mínimo gasto, conlleva a que realmente no puedan conseguir lo mejor para su empresa. Y es que alguien motivado siempre va a rendir más que el que mira el reloj esperando que termine la agonía.

Sed amables y responder

Como persona que envía currículums, correos para patrocinios, colaboraciones e incluso conozco el mundo editorial y por tanto la praxis de los manuscritos, me gustaría que el primer paso fuera al menos que se conteste la primera toma de contacto.

Entiendo que somos muchos buscando una oportunidad, pero creo que empatizar con la ilusión y las ganas de tener una contestación todos podemos hacerlo. Y no es buscar una mega respuesta ingeniosa y con purpurina. Incluso no entro en que sean respuestas personalizadas, si no que una simple respuesta de plantilla comentando que ha llegado y la resolución, no estaría mal.

Incluso si al final nos replanteamos la situación y lo que dijimos que sí termina siendo un no: se agradece que se comparta y no se dé como respuesta el silencio. No es justo tener alguien esperando durante meses un libro para la colaboración, que su relato esté incluido en una antología que finalmente no verá la luz o se comprometan a un patrocinio de un espacio pero a la hora de ejecutarlo, se evaporan.

Esas son actitudes que restan puntos y hacen perder muchas oportunidades. No tengo reparos en confesar que hay editoriales que tras conocer esas praxis las he tachado y no pienso adquirir ningún ejemplar suyo (en el caso de saber de autores afectados, ni colaboraciones). O en el caso de algún patrocinio, queda claro que no pienso ofrecer ningún feedback a esa persona. Y que incluso si me entero de compañeros que quieren iniciar esa senda con esa persona / entidad, les contaré mi experiencia y mi recomendación al respecto.

Y es que aquí, todos tenemos oportunidades y por tanto, el riesgo de perderlas.

Gracias por hacer posible Marveliana Tecnóloga

Este lunes 30 de septiembre se ha celebrado el Día internacional del podcast. Algunos compañeros como Avenida principal Podcast han realizado episodios especiales (que por cierto, participa una servidora) y en mi caso tenía previsto realizar una entrada por aquí para comentar las novedades de mi podcast. Al final me he atrasado un poco, pero como nunca es tarde… me dispongo a compartiros esta información.

Primer objetivo: Cumplido

En agosto escribí una entrada con el fin de poder conseguir los medios económicos para mejorar el equipo técnico del podcast Marveliana Tecnóloga. Y además de recibir muchas muestras de cariño al difundir la entrada y llenarme de comentarios positivos, algunos habéis respondido poniendo vuestro granito de arena en alcanzar este objetivo. Y ahora puedo decir que el primer micrófono ya lo tenemos financiado.

Entre las ayudas tengo el primer patrocinio del podcast que es para este mes de octubre. Pero también han habido compañeros como BucoSalud y Rosa Boschetti que confiaron en mis estrategias en redes sociales que han ayudado mucho. Aunque lo que más ha proliferado son las ayudas anónimas y sin nada a cambio. Y es por eso que no tengo palabras de agradecimiento. Siento que se quedan cortas para definir el apoyo que he recibido en tan corto periodo.

Porque pensaba que costaría más y me había dado de tiempo seis meses. Y puedo venir con esta feliz noticia en solo dos. Aún me falta conseguir dos micrófonos para los colaboradores, con lo que si alguno estaba pensando en ser patrocinador del podcast, sigue abierta la opción.

Retirada la opción de suscripción de pago

Lo que sí que ya no está disponible desde este octubre es la opción de mecenas en iVoox. Nunca he creído en esta forma de financiación, pero al ver que algunos compañeros les iba bien y tenían audiencias con suscripciones de pago, decidí hacer esta prueba.

Pero al llegar al objetivo mínimo y observar que al menos por el momento en este proyecto no es una vía factible y que incluso da muchos problemas a la hora de subir los audios en Telegram o en Spotify, la he deshabilitado.

En unas semanas haré una entrada más en profundidad compartiendo mis impresiones sobre este tipo de financiación de proyectos y explicaré el porque no sigo con el servicio en iVoox. O porqué el plan PRO lo veo para momentos puntuales y no tenerlo siempre activo.

En unos meses: sorteo

Pero como muchos me habéis ayudado utilizando la plataforma de Ko-fi y hace tiempo fijé que llegada una cantidad realizaría un sorteo, os informo que tengo en mente cumplir con mi palabra. No será a corto plazo, si no que lo tengo previsto para 2020. Si no tengo ningún imprevisto en febrero es cuando lo tengo programado.

Que no os engañen: somos gente solidaria

Y para finalizar esta entrada, me gustaría comentar que aunque siempre nos destaquen el lado negativo, realmente hay mucha bondad. Con este hecho de ayudarme sin nada a cambio, me habéis demostrado las grandes personas que existen y que no dudan en ningún momento en ayudar cuando alguien lo pide.

Es la enseñanza que me he llevado y que solo por esto, voy a guardar este 2019 como un gran año. Han pasado experiencias negativas, pero esto sin duda lo compensa y hace que no pueda guardar en mi mente estos 365 negativamente. Y que va a hacer que los 30 de septiembre, sean muy especiales de ahora en adelante.

¿Comentarios? No, gracias. La triste realidad

Siempre he intentado comentar todo lo posible para mostrar a los compañeros que se leen / ven / escuchan sus materiales. Es un feedback que me consta que agradecemos un montón y que en momentos duros como bien dice Katty de La Pluma Azul de KATTY: pueden salvar vidas. Y es por eso que la tendencia que estoy experimentando este año me tiene muy triste: el bloqueo de los comentarios.

Casos especiales

Antes de que en los comentarios empiecen las justificaciones: me consta que hay proyectos delicados y que la moderación de comentarios es obligatorio. Al tocar a veces temas que las marcas / empresas están afectadas, ofrecer ciertos datos puede ser información delicada que no es correcto que quede expuesta.

O incluso algunos comentarios que pueden considerarse como calumnias, nos salpique. Y es que aunque lo diga otra persona que no seamos nosotros, al ser los dueños del espacio donde se realizan, nos afecte y nos pueden perseguir legalmente. Eso lo aprendí muy bien en mi etapa de administradora de foros y por eso si tenéis espacios de este estilo: no os toméis esta entrada como ataque. Porque no es el perfil que vengo a compartir.

El miedo a la opinión

Si no que lo que me preocupa es el pavor que muestran muchos compañeros a los comentarios. Me resulta muy triste que algunos compañeros en Twitter tengan que pasar etapas en candado por el ataque constante que reciben. O en los blogs y podcast al mandar un comentario, observar la coletilla que será visible tras la aprobación.

Esto me demuestra que el mundo va muy mal. Porque estas personas no deberían de tener miedo a la opinión de otros. Es más, deberían de estar ansiosos por ver incrementar en sus materiales el feedback con sus lectores / oyentes.

Y la situación es muy preocupante porque estoy empezando a ver personas que directamente bloquean la sección de comentarios. Algo que me parece imperdonable porque los blogs y los podcast lo bonito que han tenido es la creación de comunidad. Para tener un canal unidireccional ya tenemos los medios de toda la vida.

Intereses comerciales

Aunque también hay otro fenómeno que para mí es el peor: nos hemos vendido al consumismo. Y es que son rincones que si han conquistado es por la cercanía y el toque amateur que siempre hemos despertado.

Pero ahora al profesionalizar la actividad, no nos interesan los comentarios negativos. Fue un fenómeno que observé hace unos meses cuando aún estaba en las chicas del globo. En ese perfil se quiso participar en Menéame y hubo algunas personas que no querían ser difundidas en ese espacio. Muchas respondieron bien, pero hubo un caso muy agresivo. Y era precisamente porque al ser una red social peculiar, no quería recibir comentarios críticos al ser un blog profesional.

Y lo siento pero si tenemos un perfil de ese estilo: me parece una incoherencia actuar de esta manera. Porque lo que los lectores buscan de nuestro espacio es veracidad para poder tomar decisiones correctas. Así que si nosotros tenemos una entrada patrocinada o compartimos una experiencia personal, si alguien ha vivido lo contrario o quiere manifestarse, debemos aceptar que aparezcan esos comentarios. Porque no es algo negativo: es positivo para el blogger porque el lector podrá analizar bien la situación y tomar sus propias decisiones.

Los comentarios son positivos

Soy consciente que algunos hacen daño. Incluso puede sorprender lo que voy a decir, pero los que suelen afectar más son los “excelente entrada” o que suelten alguna pregunta que estaba resuelta con la entrada. Porque demuestran que simplemente es un comentario para posicionar el perfil y que no ha interesado nuestro post.

Pero os diré que al menos con los podcast: sirven para posicionar. Con las trampas en descargas o incluso los “me gusta”, en las plataformas que permiten los comentarios veo que los algoritmos de posicionar premian mucho la interacción en los audios.

Así que aunque a nuestro ego le pueda doler, intentemos mirar el lado positivo e incluso esas interacciones no son estériles. Si no que nos ayudan también a nosotros a tener más visibilidad. Con lo que no cerremos la opción de que los seguidores puedan comentarnos.

Simplemente la cuestión es seleccionar si queremos responderlos o mejor dejarlos sin esa acción. Porque recordad: dejar visibles esos comentarios muestran cómo son esas personas al resto de seguidores. Y puede que muchos que estuvieran engañados, se les caiga la venda y les ayudemos a no caer en errores.

Logo de la sección Capitana Podcast

Cultural Corner. Temporada 1

Después de meditarlo mucho, he creído que podría ser interesante tener una entrada donde recopilar todos los audios de esta primera temporada de Cultural Corner. Os recuerdo que este podcast es mensual y publicamos el último miércoles de cada mes. Lo presenta Silvia de EmocionArte y colabora una servidora.

Si tenéis dudas o sugerencias, Silvia os espera en el correo del programa: culturalcorner.podcast@gmail.com

Para los usuarios de iVoox: os recuerdo que es la plataforma donde se suben los audios. Podéis visitar ese espacio haciendo clic aquí y os animo a suscribiros para no perderos ningún audio.

Cultural Corner. Logo del podcast

Presentando Cultural Corner

Escuchar en iVoox

Episodio 1

Escuchar en iVoox

Episodio 2

Escuchar en iVoox

Episodio 3

Escuchar en iVoox

Episodio 4

Escuchar en iVoox

Episodio 5

Escuchar en iVoox

Episodio 6

Escuchar en iVoox

Episodio 7

Escuchar en iVoox

Episodio 8

Escuchar en iVoox

Episodio 9

Escuchar en Ivoox

Episodio 10

Escuchar en Ivoox

Episodio 11

Escuchar en Ivoox

Episodio 12

Escuchar en Ivoox

Logo de la sección Capitana Podcast

Nace Cultural Corner

¡Como leéis! Ha llegado el momento de presentar un nuevo proyecto: Cultural Corner. Un espacio que llevamos desde junio dándole forma y que habéis podido ir sabiendo de él porque en las grandes decisiones por Twitter hemos abierto encuestas e hilos de opinión. Y ayer al fin tocó darle forma y presentarlo en sociedad.

Programa podcast

No es ninguna web ni cuenta de Twitter. Si no que es un programa de podcast. En una conversa de no querer producir más proyectos donde el peso de producción recayera en mi persona y que me apetecía formar parte de algo grupal, mi buena amiga Silvia de EmocionArte me propuso que empezáramos a trabajar juntas en un espacio auditivo. Me encantó y tras los primeros flecos, aquí estamos con Cultural Corner.

El origen y más detalles al respecto se lo dejo a ella que sé que tiene en mente una súper entrada en su blog. Pero sí os adelanto que trabajaremos con el hashtag #CulturalCorner en Twitter para difundirlo y por nuestros espacios propios. Vamos, que no va a tener ningún blog propio ni similar. La experiencia de Las Maestras También Aprendemos y Marveliana Tecnóloga ha sido muy positiva con este formato de difusión y por ello vamos a seguir con este nuevo proyecto igual.

Episodio piloto

Un piloto es una prueba del producto para ir cogiendo experiencia o poder testear a la audiencia. Aunque en la radio y los podcasts también nos sirve para poder ofrecer un programa de más opinión. Este segundo supuesto es el de Cultural Corner.

Y ayer, Silvia y una servidora, publicamos este episodio piloto. En él os contamos las secciones que tendremos y el ritmo de publicación que será mensual y la última semana del mes. Si no hay problemas queremos que sea el último miércoles de cada mes. Por eso hemos publicado este piloto y la semana que viene, os dejaremos el primer episodio real del programa.

Si tenéis dudas o sugerencias, os esperamos encantadas en el correo del programa: culturalcorner.podcast@gmail.com

Sin nada más que añadir, os invito a visitarnos en iVoox o si tenéis problemas con la plataforma, os dejo debajo del logo del programa este audio de presentación.

Cultural Corner. Logo del podcast

Presentando Cultural Corner

Escuchar en iVoox

Logo de la sección Capitana Podcast

El increíble mundo de las radios comunitarias

Por Twitter lo he comentado por encima y con el evento del Radiotón 02 fue como la presentación. O mejor dicho: fue cuando os enterasteis la gran mayoría qué tenía entre manos este 2019. Pero no he profundizado más y algunas personas como Angy os quedasteis con ciertas dudas. Así que uniendo que no quedó claro el porqué Marveliana Tecnóloga seguía siendo un podcast independiente y no se había sumado a ninguna radio, os dejo esta entrada que deja casi todas las cartas sobre la mesa.

Qué es una radio comunitaria

Como indica su título: es una radio de una comunidad. Puede ser un colectivo o algo más grande como ser la voz de un barrio. Al tener esta filosofía de conectar personas y un toque amateur, sus normas no son como medio, si no como colectivo. Todos tienen la misma voz a la hora de administrarla y por eso tienen una estructura cercana a la asamblearia.

Es una figura que siempre ha existido, pero que la dificultad de comprar licencias FM han hecho que fueran proyectos fugaces. Hasta que internet nos ha puesto facilidades. Y es que con la aparición de los podcasts y más en especial el streaming, este tipo de radios se han visto muy beneficiadas. Y por eso podemos ver tantas. Ya sea porque operan en iVoox gestionando los diferentes programas o utilizando servicios propios como es por ejemplo la XRCB. Un espacio que sirve para unirlas y que de necesitarlo, ofrecen el soporte técnico a nivel de alojamiento y emisiones en directo.

Con la administración nos hemos topado

Pero la barrera de las licencias no era la única que tienen este tipo de proyectos. La más grande y a muchos les sigue acompañando, es depender de la administración. Por ejemplo en la XRCB si revisáis casi el 100% de las radios que tienen incluidas están vinculadas a los ayuntamientos de su región. Ya sea muy directamente porque emiten en centros cívicos, o las que son independientes tienen ayudas municipales que las ata también a las normas del ente público.

Y es por este punto que no os hablo de este proyecto. Llevamos desde enero con la normativa y temas legales, y a día de hoy sigue sin estar aprobado. Por tener el equipo de grabación se han ido haciendo pruebas y para no perder la oportunidad tenemos algún programa en emisión. Pero ni se puede decir el nombre, promocionar ni nada público de ese proyecto hasta tener el visto bueno del ayuntamiento en cuestión.

Así que delante de esta situación, me tocaba paralizar Marveliana Tecnóloga si quería que se sumara a esa plataforma. Algo que veía inviable y muy perjudicial para este proyecto.

Limitación de contenidos

Otro handicap negativo es el terreno de los contenidos. Primero que dependes de que toda la comunidad te de el ok y no se vea herida con alguno de tus programas. Eso no da flexibilidad porque tienes que esperar la revisión de todos los programas y eso es mucho tiempo. Más en este terreno que son voluntarios y aparecen cuando su tiempo lo permite.

Es cierto que en alguna radio se da más flexibilidad y se espera a cuando hayan problemas para tratar la cuestión y en el caso que haya una mayoría del colectivo que piense de una manera, es cuando se retira. A mí este punto me crea mucha inseguridad, porque constantemente tienes que tener la autocensura presente y con la mala pata que suelo tener, seguro que cada programa habría un pero.

Y el tercero aspecto de los contenidos que puedes encontrarte: queda prohibida la publicidad y promoción. Esto viene dado que al ser instalaciones públicas, nadie se debe ver beneficiado. Resultando ser una línea muy delicada y de constantes quebraderos de cabezas.

Para que entendáis de qué hablamos, en Marveliana Tecnóloga no podríamos tener secciones como el Blog del mes. Esa sección al hablar y dar a conocer un espacio, se entiende que es una promoción y debería de desaparecer si se quiere emitir en radios de este tipo.

También episodios como el que realicé hablando de Bloguers.net aunque no sacara nada a cambio y fuera por el cariño que le tengo a la plataforma, se consideraría publicidad. Llega a tal punto que por ejemplo una persona que realizara formación de una materia, no se le podría dejar realizar un programa relacionado con ese campo porque podría sacar provecho económico de la actividad en la radio.

Conclusión

Son espacios por tanto que sirven para conocer a otros amantes del formato auditivo y poder hacer contactos o que nazcan nuevos proyectos. Por ejemplo sigo en la creación de esta radio pensando en que quizás algún proyecto de otra persona que necesite colaboradores pueda sumarme y coger experiencia en el terreno de la tertulia. O lo que ya está siendo una realidad: perder el miedo a manejar tablas de mezclas.

Pero a nivel de empezar un espacio producido por mi persona no lo contemplo. Me sale más a cuenta buscar patrocinadores e intentar mejorar el equipo de casa. Más porque tengo la anécdota que dos episodios del podcast han sido grabados en días de pruebas en el estudio de esta radio y absolutamente nadie me ha destacado una mejoría de calidad. Para mis oyentes el micrófono profesional y tabla de mezcla han pasado desapercibidos y se han pensando que todos los programas han sido publicados con el micrófono humilde.

Y venga ya que estoy en modo de confesión: el audio que he recibido quejas o valoraciones de “estaría bien que mejoraras el equipo” ha sido uno de los que se han grabado con el equipo profesional. De ahí mi escepticismo con el equipo técnico y que más que pensar que a Marveliana Tecnóloga le haga falta tener acceso a un estudio de grabación, lo real y lo que nos falta es visibilidad. Lo mismo que al resto de grandes compañeros que realizan programas estupendos pero que no consiguen grandes audiencias.